+Londres

CAMDEN JUKEBOX.

Dublin Castle, Camden Town

Dublin Castle, Camden Town, Londres

+coruña 29, Mayo 2007

Camden es un trozo de Londres lleno de locales que abren hasta las dos en un país que cierra a las once. El alcohol es barato, los pantalones apretados y la música fresquísima. En el local de la foto, el Dublin Castle, hay cuatro conciertos al día, siete días a la semana. El sábado 5 de mayo tocan cuatro grupos nuevos: Swagga, Raven Beats Crow, Flynn y The Articles. Si ninguno de ellos da el pelotazo no importa. Eso sí, como The Articles se conviertan en los nuevos Smiths, los 90 elegidos que vean su primer concierto en Londres tendrán algo que contar para lo que les queda de vida. En el otro gran debutódromo de Camden, el Barfly, 250 sudorosos privilegiados vieron en 2001 a unos desconocidos americanos con granos que acabaron siendo The Strokes. Los grupos que empiezan en Camden terminan en la portada de Rockdelux.

Camden sólo tiene un problema: el mercadillo: un centro comercial hippie con ropa de segunda mano más cara que la de primera. Camden está sucio, masificado, es joven y está siempre un poco colocado. Camden son los conciertos para 8 personas, los chavales que se tiran desde el escenario, la cerveza Carling que llueve sobre las primeras filas… Camden es un puesto con camisetas de grupos: una por 12 libras, dos por 20. Camden es historia. Camden es histórica. Las aceras de Chalk Farm Road han visto pisar y pasar modas y mods, All Stars, Doc Martens, zapatos de estampado de ajedrez 2-tone, gazelles, vans y plimsolls. En Camden es donde en 1976 Joe Strummer rompió de una pedrada la ventana del camerino de The Roundhouse en el que los Ramones se estaban peinando el flequillo. Camden es donde, en las mesas del Good Mixer, se inventó el Brit-Pop. En Camden compartían piso Pete Doherty y Carl Barat antes de hacerse Libertines. En Camden es donde Jack White Stripes tocó ‘Blue Suede Shoes’ y otras cuatro en el Marathon Bar-Kebab. En las pistas de baile de Camden es donde los chicos indies de flequillo peripuesto dejaron de mirarse a los playeros y empezaron a bailar cuando escucharon el cencerro de ‘House of the Jealous Lovers’ de The Rapture. A Camden es a donde vuelve Morrisey en ‘Come Back To Camden‘. Y la historia sigue y se tripite. En Camden es donde la fabulosa Kate Nash —la Lily Allen del 2007— vio tocar a Regina Spector y decidió ponerse a hacer música. Camden es para Londres ese amigo híper-excitado que te dice “tienes que escuchar a este grupo nuevo, Polytechnic” (a propósito… http://www.myspace.com/ukpolytechnic). En Camden está la central de MTV Europe, por algo será. Cosas y sitios como Camden explican por qué un país tan pequeño produce tanta música tan grande.

En Camden se puede salir. El KOKO de Mornington Crescent es un teatro del 1900 con palcos, gallinero y la bola de discoteca más grande de Europa (tiene que serlo) que todos los viernes se convierte en Club New Musical Express: grupos en directo en medio de sesiones llenas de llenapistas indies salpicadas con lo último-de-lo-último: Friendly Fires, Cajun Dance Party y Calvin Harris. El único problema del KOKO es la edad… La poca edad que tienen los chavales que comparten dancefloor contigo y te hacen sentir tercera edad a los 28.

Estándar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s